Haciendo Barrio
 :: Portada 100
Septiembre / Octubre 2008    
 :: Bajar edición 100 en PDF
 :: Consejo Editorial
 :: Ediciones Anteriores
 :: Suplemento Media Pila
 :: Ir a Madretierra
 :: Contáctenos
 :: Sumario
 :: Editorial
 :: Ley que precisamos
 :: Experiencia Cuartel V
 :: Ordenanza en Ituzaingó
 :: Experiencia Mejor Vivir
 :: Experiencia Foro Oeste
 :: Gas Natural ''El Milenio''
 :: Servicios Públicos
 :: Vivir en el Centro
 :: Experiencia ''E D U M''
 :: Crónica de Desalojo
 :: Especulación
 :: Fondos Rotativos
 :: Haciendo Memoria
 :: 1.Derecho a Regularización Urbana y Dominial
 :: 2.Participación en Políticas Urbanas y de Vivienda
 :: 3.Democratización del Acceso a los Servicios Públicos
 :: 4.Derecho a Vivir en Áreas Centrales
 :: 5.Desalojos y DDHH
 :: 6.Sanciones a la especulación financiera
 :: 7.Fortalecimiento e los procesos de Autogestión del Habitat
 :: Como ven los pibes la Reforma Urbana
 :: Mujeres La fuerza que todo lo puede
 :: La Mirada de un Militante
 :: Libertadores de América
 :: Buenas y Malas
 :: Barrio Ituzaingó Anexo - Córdoba
 :: Café Literario
 :: Versos-Poemas yalgo más
 :: correo de lectores
 :: La Wipala
 :: Contratapa
1 Derrecho a lla regularización urbana y dominial
TIERRA PARA LOS CREADORES DE CIUDAD
La regularización dominial: reconocimiento a los creadores
Cuartel Quinto MORENO Barrios Los Cedros, 8 de diciembre y 18 de julio Cuartel V MORENO
Hoy se nota claramente que la ciudad ha llegado hasta esta zona de Cuartel Quinto, partido de Moreno. No vino sola ni cayó del cielo. Animosas familias la ensancharon disputando los terrenos al ganado y a los teros. Alargaron las calles, respetando el trazado. Soñaron y diseñaron un barrio ordenado, sin amontonos ni pasillos. Y eso que al empezar no tenían ni agua. Pero la trajeron desde el fondo de la tierra hasta la canilla, dentro de la casa. Se reunieron, se organizaron, buscaron acompañamiento técnico y social (Madre Tierra). Y así lograron su perforación, su tanque alto, su red de caños hasta cada hogar. Por entonces 1995, ya eran unas 50 familias y ocupaban cuatro manzanas. Junto con el barrio iban creciendo los chicos y entonces apareció también el Negrito Manuel. Salón de atención para los chicos y de encuentro para los vecinos. Allí funciona, además, el comedor comunitario que asegura la cena.
DE CINCUENTA FAMILIAS A SEISCIENTAS
Llegaron nuevas familias. Sobre la tierra abandonada e improductiva nacieron nuevas manzanas. Crecieron dos barrios nuevos. Uno se llama 8 de diciembre, por la fecha de ocupación. Otro tiene el nombre del último día bueno: 18 de Julio, víspera del prepotente intento de desalojo. Hoy, las familias de los tres barrios suman más de seiscientas. Ocupan tierra porque no tienen otro remedio. La gente no es nube, necesita posarse en el suelo. Y todo suelo suele ser ajeno. Nuestro país no ha repartido bien su tierra: muchos tienen poca y pocos tienen mucha. Para la ley y los papeles, los ocupantes son ''irregulares''. Pero las familias saben que tienen derecho a la tierra. Por eso, desde el inicio, hubo muchas personas decididas a encarar la tarea brava de regularizar.
Primeras gestiones para tener luz
LA MESA DE TRABAJO
En Julio del 2007 las últimas familias ocupantes sufren un intento de desalojo. Entonces se forma una mesa de trabajo compuesta por: el IDUAR (Instituto de Desarrollo Urbano y Ambiental Regional) que pertenece a la Municipalidad de Moreno; la Iglesia, el Movimiento Evita, Madre Tierra y, por supuesto, la organización de vecinas y vecinos del barrio. En esa mesa se plantearon tres ejes de trabajo: la regularización dominial, la infraestructura y la promoción social
REGULARIZACIÓN... Y ALGO MÁS
El primer eje de trabajo para la mesa fue la regularización dominial. Es decir, el trabajo para lograr que el ocupante sea dueño legal. No es cosa fácil, pero se pudieron dar algunos pasos. El IDUAR (Estado Municipal) llevó a delante las averiguaciones para encontrar a los dueños legales de los terrenos y realizar los primeros contactos con ellos. Entretanto, la organización barrial consiguió un agrimensor y realizó un plano de hechos existentes. Entre todos, consiguieron solventar los gastos, que fue aproximadamente de $10.000. Esta era una tarea necesaria, porque es indispensable saber dónde están ubicados los barrios nuevos y quiénes son los propietarios legales de esas tierras. Los tres barrios, por su parte, mantienen desde hace más de un año un espacio de asamblea que se reúne los domingos por la mañana. El barrio más movilizado es el más amenazado: el Barrio 18 de Julio. Ellos y el Barrio el 8 de Diciembre tienen conformada una comisión barrial, que tiene sus altibajos, como todas, pero se mantiene.